Inventos de Thomas Alva Edison

Un top 5 con los 5 mejores inventos de Thomas Alva Edison. 
Edison fue un inventor prolífico, con 1093 patentes con su nombre solo en Estados Unidos. Durante su vida Thomas Edison recibió numerosos premios honoríficos, incluyendo la Medalla de Oro, que es la máxima condecoración que se puede dar en Estados Unidos.
En este top 5 tratamos sus inventos más influyentes e importantes.

 

5. Fonógrafo

Fonógrafo invento de Thomas Alva Edison

El fonógrafo fue el invento que hizo posible grabar el sonido

El fonógrafo es un dispositivo de grabación mecánica y reproducción de sonido.

Thomas Alva Edison lo inventó en el 1877. Este invento le dio popularidad mundial y se le empezó a conocer como “El mago de Menlo Park“. Muchas personas habían experimentado con la grabación de sonido, pero nadie había conseguido antes reproducir el sonido grabado.

Aunque solo podía grabar durante algunos minutos y la calidad musical era de mala calidad, fue el invento que inició la grabación y reproducción de música.

 

4. Fluoroscopio

Fluoroscopio - invento importante de Thomas Alva Edison

Edison inventó el primer fluoroscopio práctico

El fluoroscopio es una máquina que utiliza los rayos X para hacer radiografías. A diferencia de las máquinas de rayos X convencionales, que solo pueden producir imágenes, el fluoroscopio permite ver eventos a tiempo real dentro del cuerpo. Por ejemplo, es posible ver cómo el corazón late.

A finales del 1890, Edison empezó a investigar los materiales por su capacidad de fluorescencia al realizarse una radiografía. Además, estas investigaciones le llevaron a producir el primer fluoroscopio que producía imágenes con suficiente calidad como para ser comercializada.

Debido a estas investigaciones con los rayos X, Edison fue severamente dañado, y casi pierde por completo su vista. Su ayudante no tuvo la misma suerte, y murió.

 

3. Telégrafo

Telégrafo Edison

Edison inventó el telégrafo cuádruple

El telégrafo es un dispositivo de comunicación que utiliza texto codificado, como por ejemplo el código Morse. 

Hasta finales del siglo XIX, el telégrafo fue el dispositivo más seguro y rápido del mundo. El problema que tenían los telégrafos es que solo podían transmitir una sola señal al mismo tiempo con el mismo cable. Eso hacía que se perdiera muchísimo tiempo y recursos.

El invento de Thomas Alva Edison permitió que el telégrafo transmitiera hasta cuatro señales separadas al mismo tiempo. Este invento fue un cambio muy importante en la industria de la comunicación.

Hasta finales del siglo XX se ha utilizado de forma habitual, sobre todo en el ferrocarril y en la navegación marítima.

 

2. Batería alcalina

Pila alcalina - Invento de Thomas Alva Edison

Edison patentó la primera batería alcalina

Waldmar Jungner inventó dos tipos de batería de níquel-hierro, una de alta calidad pero cara, y otra barata pero de menor calidad. Ni siquiera se planteó patentar la más barata, porque era peor.

Edison recogió el diseño de esa batería y la patentó él mismo. La vendió en 1903, con tremendo éxito comercial. A Edison se le puede achacar que no haya inventado él mismo todo lo que ha patentado, pero lo que es evidente para cualquiera, es que lo que le faltaba de creatividad, lo tenía de visionario.

El primer producto que lanzó Edison estaba pensado para los coches eléctricos de esa época. Desgraciadamente tenía errores de fabricación, y cuando mejoró esa batería 7 años más tarde, los coches de gasolina ya empezaban a ser los más populares. Aun así, la batería alcalina de Edison ha tenido muchas otras aplicaciones durante el siglo XX

 

1. Bombilla

Bombilla - Thomas Alva Edison invento

Edison inventó la primera bombilla incandescente práctica y comerciable

Thomas Edison no fue la primera persona en tener la idea de una bombilla. De hecho, muchos otros ya habían fabricado anteriormente bombillas incandescentes. El problema que tenían es que eran demasiado costosas, requerían demasiada electricidad y duraban muy poco tiempo.

Había una gran competencia por quién conseguiría fabricar la primera bombilla práctica y comerciable. Finalmente fue Edison quien lo consiguió, con una bombilla que consumía poca electricidad y se podía utilizar durante más de 1000 horas.

La primera demostración de esta nueva bombilla atrajo a gran número de inversores, y consiguió ese mismo día un contrato con una gran compañía de navegación marítima para instalar un sistema de esas bombillas en su nuevo barco.